Wikitribune

En tu idioma

Eduardo del Buey
Foto: Rodrigo Díaz
La Jornada Maya

Martes 12 de septiembre, 2017

Podemos decir con seguridad que la gente, en todas partes, quiere noticieros libres de censura, objetivos y honestos. A nivel global se están haciendo esfuerzos para tener más opciones para quienes valoran tener una amplia variedad de fuentes de noticias confiables.

Recientemente, el fundador de Wikipedia, Jimmy Wales, anunció la creación de Wikitribune, un centro de noticias en línea preparado por reporteros acreditados que promete presentar noticias objetivas e identificar las fuentes confiables de las que emanan los reportes.

De acuerdo con Wales, su financiamiento será solamente mediante donaciones públicas; los lectores pagarán por los servicios directamente. Esto no es muy diferente a una suscripción. No se aceptarán fondos de anunciantes o financieros, lo que hará que este nuevo medio solamente deba complacer a sus lectores; pero, también, que dependa solamente de ellos. El sitio web dice: “Wikitribune es 100 por ciento libre de propaganda, nadie está contando con que los clicks complazcan a los anunciantes; nadie tiene ningún otro interés que no sea proporcionar noticias reales. No hay barrera de pago, por lo que cualquiera puede leer el contenido de Wikitribune. Cualquiera puede marcar o corregir los artículos, o someterlos a revisión”. No es necesario decir que todas las sugerencias de edición serán totalmente vetadas por periodistas profesionales, quienes corroborarán los datos con fuentes confiables.

El anuncio en el sitio continúa con: “los hechos pueden ser presentados con prejuicios, ser sacados de contexto y, recientemente, muchos hechos han sido simplemente inventados. Apoyar Wikitribune significa asegurarse que los periodistas solamente escriban artículos basados en hechos que puedan ser verificados y que puedas acceder a sus fuentes. De esta manera cada uno podrá decidir al respecto de su veracidad”.

Los programas Wiki permiten a muchos colaborar con grandes proyectos en línea. Wikipedia ya disfruta de cierto nivel de credibilidad, pero aún no es aceptada como una herramienta importante de búsqueda por la mayoría de las universidades. Todavía es un trabajo en proceso y Wikitribune planea seguir el mismo modelo.

Aún cuando hay muchos sitios que promueven compartir y crear opiniones, apoyo la introducción de fuentes potenciales de noticias más objetivas, que permitan a los lectores hacerse sus propias opiniones. Aunque, también es necesario preguntarse si medios de noticias como la BBC, El País y New York Times no se cuentan ya dentro de éstas.

La publicación de hechos reales provee a los lectores con algo que parece eludir a los medios de noticias estos días, especialmente aquellos usados por líderes sin escrúpulos, en un intento para ganar poder a expensas de la verdad, o por los gobiernos autoritarios que controlan las opiniones de sus ciudadanos y que mantienen una viabilidad mínima para la oposición.

El hecho de que el sitio no estará sujeto al dinero de la propaganda o a las presiones de los inversores es un paso interesante, pero ¿puede una fuente de noticias con credibilidad sobrevivir solamente mediante donaciones de un público inconstante?

El objetivo de Wale es obtener suficiente dinero, mediante donaciones públicas, para poder contratar a diez periodistas de tiempo completo que provean de contenido a tiempo y regularmente. Algunos editores voluntarios trabajarán de cerca con estos periodistas, para asegurarse de que las publicaciones estén a tiempo y actualizadas.

¿Cómo competirán, con un personal conformado por diez individuos, con los grandes periódicos y organizaciones de noticias que tienen recursos de locura para reportes profesionales, directos y siempre a tiempo?

Muchos se preguntarán si este modelo de negocios es viable. De hecho, cubrir eventos globales en tiempo real, con un pequeño grupo de periodistas profesionales parece ser un gran reto. Y lo será. Habrá muchos dolores de cabeza, con mucha seguridad.

Un muy limitado grupo de reporteros tendrá el reto de reportar noticias instantáneamente, mientras actualizan reportes previos, para mantenerlos lo más reales posibles. También, ¿quién juzgará si son realmente objetivos? Después de todo, la “objetividad” de una persona es lo opinión de otra.

¿Es esto realmente viable, especialmente si tomamos en cuenta la condición humana de mirar todo a través del filtro de un prisma personal?

Wikipedia enfrentó retos similares: crear una fuente de información sobre cada tema conocido por la humanidad, y mantenerla actualizada y relevante, evitando editorializar o utilizar opiniones que no estén basadas en hechos. Ha sido un largo camino, y aún no ha alcanzado credibilidad académica.

Escribiendo en The Atlantic, el 25 de abril de 2017, Adrienne Lafrance observó que “quizá la principal contribución de Wikitribune a los lectores no serán las noticias que reporten, sino desarrollar en ellos la capacidad de pensar, tanto como periodistas y como Wikieditores.

Wikitribune dice en su sitio que su meta es infundir con “periodismo profesional y con altos estándares la idea radical del mundo Wiki, de que la comunidad de voluntarios protegerá y mejorará los artículos. Visto desde otra perspectiva, es un curso rápido de literatura mediática”.

En esta era de noticias falsas y hechos alternativos, volver a las audiencias letradas en medios es vital si la sociedad espera desarrollar y fortalecer instituciones democráticas, basadas en los hechos y en la verdad y no en la opinión o visión retorcida de algún demagogo.

Podemos preguntarnos, también, si no sería mejor invertir en sitios como Snopes que verifica la verdad en los reportes, en lugar de lanzar otro periódico virtual. ¿No ofrecen ya los medios serios este tipo de servicios y proveen a la audiencia con literatura mediática? Algo en que pensar mientras recibimos este nuevo producto mediático. Espero con ansias ver sus resultados y evaluarlos en columnas futuras.