Participación ciudadana, clave en el descenso de la influenza

Sector salud pide no bajar la guardia y continuar las medidas preventivas

La Jornada Maya
Foto: SSY

Mérida, Yucatán
Sábado 11 de agosto, 2018

Para lograr resultados positivos frente a la influenza es necesario que la sociedad en su conjunto siga con la aplicación de las medidas preventivas, ya que la enfermedad en el estado presenta una clara tendencia a la baja pero no debemos bajar la guardia, aseveró el titular de la Secretaría de Salud de Yucatán (SSY), Jorge Eduardo Mendoza Mézquita.

En rueda de prensa para dar a conocer el panorama actual del padecimiento en la entidad, el funcionario insistió en el llamado a reforzar estas acciones ante el retorno a clases después de las vacaciones de verano, por lo que convocó a madres y padres de familia, así como personal docente y directivo, a estar al pendiente del alumnado.

En ese sentido, Mendoza Mézquita anunció que se trabaja en la coordinación para el establecimiento de filtros en planteles de diferentes niveles en la víspera del regreso a las aulas, pues algunos de medio superior y superior ya reiniciaron su labor, pero será hasta el 27 de agosto que volverá el estudiantado de educación básica, por lo que efectuarán supervisiones en forma aleatoria para asegurar que el balance siga siendo favorable.

Para los logros positivos que estamos teniendo, ha sido importante que la ciudadanía se sume a las tareas emprendidas por las autoridades de salud, así como las diversas organizaciones que se involucraron activamente, tanto en difundir como en promover el autocuidado y la higiene, puntualizó.

En ese marco, se dio a conocer que hasta la semana epidemiológica número 32, se registran 294 casos confirmados, con un total acumulado de 27 defunciones y dos mil 69 casos probables atendidos. Cabe mencionar que, en esta última semana, no se ha asentado fallecimiento alguno a causa de dicha afección.

Asimismo, se informó que en el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) se encuentran dos casos estables, en el Instituto de Seguridad Social y Servicios de los Trabajadores del Estado (Issste), cuatro, también controlados; mientras que el área reservada que se tenía en el Hospital General “Doctor Agustín O’Horán” ya se eliminó, debido al descenso de esta dolencia.

Como parte de la estrategia para la próxima temporada de invierno, se ponderará la vacunación, principalmente de la población vulnerable, que abarca a menores de seis años, personas adultas mayores de 60 años, embarazadas y personal de salud, así como quienes padecen diabetes no controlada, obesidad grave, enfermedades respiratorias o del corazón graves, VIH y cáncer.

“Fueron 260 mil vacunas contra la influenza en el periodo 2017-2018 y para el periodo 2018-2019, que se iniciará en el mes de octubre, será con una cantidad de dosis similar”, adelantó.

Al respecto, el director de Prevención y Protección de la Salud de la dependencia estatal, Manuel Paredes Aguilar, indicó que en el caso de los filtros sanitarios en escuelas pondrán especial énfasis en infantes que detecten con padecimientos respiratorios, para comunicarlo a sus familiares y tomar las medidas pertinentes con el fin de evitar brotes, para lo cual existe colaboración con la Secretaría de Educación (Segey), bachilleratos y universidades, tanto públicas como privadas.

“La semana 27 fue cuando se registró el mayor número de casos con 77; sin embargo, luego de ésta, inició un claro descenso, pues en las subsecuentes 28, 29, 30 y 31, se presentaron 63, 60, 34 y seis respectivamente; con igual patrón de defunciones, para la semana 27 fueron 11, en la 28, fueron cinco y en la 29, cuatro, y desde entonces ninguno más”, detalló.

En su intervención, el jefe de los Servicios de Prestaciones Médicas del IMSS, Alonso Sansores Río, comentó que han reforzado la instrucción a la salud de las y los derechohabientes, para enseñarles los cuidados que necesitan ante un cuadro gripal o tipo influenza.

“Esto es el reflejo del impacto de la concientización, promoción a las personas sobre el padecimiento. Vemos un resultado similar, los casos son estables en este momento”, sostuvo.

En este sentido, la gerente delegacional del Programa IMSS-Prospera, María del Carmen Pool Collí, añadió que siguen con la concientización sobre el autocuidado, así como las visitas domiciliarias a pacientes para evitar su exposición en sitios públicos que pudiera derivar en más contagios, para lo cual disponen de traductores de lengua maya.

“Estamos alineados a las actividades de la Secretaría de Salud y preparados para la campaña de vacunación en los 76 municipios, en 83 unidades médicas y cuatro hospitales”, puntualizó.

El jefe de Atención Médica del Issste, Mario Alcocer Basto, indicó que dicho organismo se está sumando a las actividades del resto de dependencias, pues cuenta con una base laboral altamente capacitada para combatir la influenza.