Pequeños se lucen en concierto de música clásica en 'Playa'

Los pequeños violinistas se esforzaron para no desafinar

Yolanda Aldana
La Jornada Maya

Playa del Carmen, Quintana Roo
Jueves 17 de octubre, 2019

Fueron 50 menores de la Orquesta Sinfónica Infantil y Juvenil que interpretaron piezas de Tchaikovsky, Bach, Mozart y Nikolai Rimsky-Korsakov, en el concierto que ofrecieron en el Instituto de Cultura y las Arte de Playa del Carmen (IMCAS).

Padres de familia, amigos y ciudadanos disfrutaron del primer evento de la temporada de otoño en punto de las 18:30 horas de este miércoles. Trombones, violoncellos, violines, entre otros instrumentos resonaron en el teatro del IMCAS, el cual lució lleno.

Como parte de los artistas invitados, Liliam Lima, directora de la Orquesta Sinfónica Infantil y Juvenil, presentó al público al maestro de cello, Yaniel Santos, de origen colombiano, quien se hizo cargo del programa.

Sobre la técnica y el conocimiento de su instrumento, los menores demostraron al público las horas de esfuerzo dedicadas, sacando adelante obras tan icónicas como la suite sinfónica de “Sheherazade” de Nikolai Rimsky-Korsakov, en la opertura 35 y con la adaptación de Richard Meyer.

Con pasos seguros, los pequeños violinistas se esforzaron para no desafinar, en un concierto en el que los murmullos y flashes del público por un momento los hicieron vacilar.

A palabra expresa de la profesora de violín, Berenice Luis Pacheco, “estamos en un nivel intermedio, en el que van conociendo más autores que les ayude a seguir avanzando”.

La profesora egresada del Centro Cultural Ollin Yoliztli, indicó que sorprendentemente la mayoría de los chicos de la Orquesta son quintanarroenses. Al principio los integrantes de uno de los primeros grupos artísticos de la región, no contaban con su instrumento, por lo que el IMCAS se los prestaba, pero con el paso del tiempo los padres mostraron más interés en apoyar a sus hijos para adquirir uno.

Lo que diferencia a los artistas mexicanos de los europeos, es la disciplina, refirió la docente, quien destacó que este fue un concierto pensado en las habilidades de los chicos de la Orquesta.

Por último, mencionó, “hay jóvenes que han permanecido en este arte, pero falta mucho, porque en Quintana Roo no existe un conservatorio, de todos mis alumnos solo dos tienen en la mira viajar a la Ciudad de México para audicionar en el Conservatorio”.