La bicicleta, una opción clave tras la pandemia de COVID-19

Reconocida como un componente esencial de la "recuperación verde"

La Jornada Maya
Foto: Notimex

México
Miércoles 3 de junio, 2020

Tras el impacto de la pandemia, nuevas prácticas se han puesto en marcha en el mundo, una de ellas relacionada con la movilidad, específicamente en bicicleta. De acuerdo con varios expertos, este medio de transporte aspira a convertirse en una una alternativa eficaz tras la contingencia por el COVID-19.

Es considerada un medio de transporte asequible, confiable, limpio y ecológico, y su uso conlleva la producción de cero emisiones. La bicicleta está siendo reconocida como un componente clave de la “recuperación verde” posterior a COVID-19, resaltó en el marco del Día Mundial de la bicicleta, que se conmemora esta semana, el Programa de la Organización de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA).

En México, una de la ciudades que ha apostado por este vehículo es la Ciudad de México, donde tras el levantamiento de La Jornada de Sana Distancia, se instalarán módulos de préstamo gratuitos, así como ciclovías temporales en avenidas principales.

En Querétaro, la pandemia cayó “como anillo al dedo” para el uso de la bicicleta, por abonar al distanciamiento físico, ocupa poco espacio, no contamina y genera costos reducidos. De acuerdo con el investigador titular del Instituto Mexicano del Transporte (IMT), Ricardo Arredondo, con el regreso escalonado a algunas actividades a partir del lunes, el transporte público será insuficiente en el país para guardar la sana distancia. Y subrayó que el uso de la bicicleta vuelve a ser una alternativa eficaz para garantizar la sana distancia durante la pandemia y superada esta contingencia, se consolida como un medio de transporte con características positivas para la movilidad urbana en México y el mundo.

De acuerdo con el investigador, una persona que viaja en bicicleta una hora diaria (media hora para ir a la escuela o trabajo y media hora de regreso a casa) elimina el sobrepeso en unos cuantos meses, además de tener una dieta y alimentación adecuadas.

Por otro lado, refiere que "no hemos podido convencer a las autoridades para que elijan las políticas de movilidad que beneficien a la población en su conjunto y no nada más a los conductores de vehículos automotores".

Al respecto, Antonio Morán, integrante de la Unión de Asociación de Ciclistas de Querétaro (Uciq), consideró que el tema del uso de la bicicleta se ha politizado, ya que ha llegado al punto de ser una buena oferta electoral de los candidatos que con el paso del tiempo queda en el abandono.

Salud y medio ambiente

Su uso ha sido recomendado por la Organización Mundial de la Salud para “mantenerse saludable durante la crisis mundial”.

“Ahora es un buen momento para hacer un balance de los beneficios de la bicicleta, tanto para mantenerse saludable como como un medio de transporte sostenible durante (y después) de la crisis mundial”, resaltó el PNUMA.

Por su parte los gobiernos, refirió, deben mejorar la seguridad vial e integrar las necesidades de los ciclistas en el diseño de la infraestructura de transporte. Muchos gobiernos, entre ellos de la Unión Europea, buscan formas de facilitar las medidas y brindar oportunidades recreativas a las personas que viven en las ciudades, en atención a la necesidad actual de mantener distancias físicas.

“El uso de bicicletas ha ganado popularidad y ha llenado el vacío dejado por las limitaciones en el transporte público”.

Millones de personas en todo el mundo usan una bicicleta como principal medio de transporte, por lo que es esencial que se incorporen mejor a las inversiones en políticas e infraestructura de transporte, señaló PNUMA.

Con información de Notimex

Edición: Gina Fierro