Foto: Twitter @AMADORLORENA

Foto: Twitter @AMADORLORENA

El Instituto Nacional de las Mujeres (Inmujeres) y la Red de Feministas Peninsulares reprobaron las agresiones contra las personas que protestaban por el feminicidio de la joven Alexis en las inmediaciones del palacio municipal de Benito Juárez.

“Reprobamos el uso de la fuerza pública para reprimir la manifestación de mujeres en el municipio de Benito Juárez, Quintana Roo. Exhortamos a la investigación de los hechos de violencia ocurridos y a que se castigue a quienes resulten responsables de los hechos”, publicó en sus redes sociales el Inmujeres.

Destacó que la cuarta transformación basa su proyecto en el diálogo, la paz y la libre manifestación de las ideas; “por ningún motivo seremos indolentes ante situaciones en las cuales hay un uso injustificado de la fuerza pública para reprimir una manifestación”.

Condenaron igualmente el uso de armas de fuego por parte de las fuerzas de seguridad y refrendaron el llamado para garantizar la seguridad y la libertad de manifestación pacífica de las mujeres ante el justo reclamo de #NiUnaMas.

La Red de Feministas Peninsulares, que incluye a colectivos como Marea Verde Quintana Roo, Colectiva Brujas Ceiba, Mujeres sin Maquillaje y REDefine Quintana Roo, entre otros, dio a conocer un pronunciamiento donde reivindican su derecho a vivir una vida libre de violencia.

“El estado tiene la obligación de garantizar la seguridad de las personas que se manifiestan, por lo que exhortamos a las autoridades involucradas realizar un disculpa pública, comprometerse a la reparación de daños de las personas afectadas, así como garantizar la no repetición de estos actos de represión”, señala el documento.

Exigen a los gobiernos municipal, estatal y federal una investigación amplia en contra de los responsables de estas agresiones, así como el inicio de las investigaciones en contra de las autoridades que dieron la orden de repeler con fuego la manifestación, así como el acompañamiento a las víctimas de “estos graves hechos que nos indignan”.

Edición: Ana Ordaz