Arenales de Playa 88 recuperan su esplendor

Fueron reajustadas las barreras antisargazo de la zona
Foto: Rosario Ruiz

Luego del pésimo estado que lucía Playa 88 hace unas semanas, fueron reajustadas las barreras antisargazo en esa zona, que ya luce recuperada en gran parte. “Se requiere de todas las entidades, tanto de los tres niveles de gobierno como de la iniciativa privada, para poder darle una solución al problema del sargazo y es importante que se trabaje en conjunto”, mencionó Héctor González, director operativo de Instalaciones y Mantenimiento Marino, la empresa que coloca las barreras antisargazo en la zona.

Explicó que la Secretaría de Marina recoge el alga en aguas abiertas, las barreras la redirigen a puntos específicos para su recolección y en la costa es el personal de la Zona Federal Marítima (Zofemat) el que se encarga de limpiar. El punto más lejano de las barreras a la costa es de 350 metros.

Durante un recorrido realizado el 11 de julio pasado por este lugar, ubicado en la colonia Luis Donaldo Colosio, en Playa del Carmen, se observó sargazo ya en descomposición apilado en la costa, lo que ahuyentaba a los bañistas.

 

Playa 88 antes y después de que se reajustaran las barreras antisargazo

 

Sobre el estado que guardaba esta playa, el director operativo destacó que con el apoyo del personal de la Zona Federal Marítima (Zofemat) se limpió el alga que había recalado en la costa y ahora pasan por un proceso natural para que se vaya lo que conocen como “agua chocolate”, que es agua con sedimento de sargazo muy fino; este proceso lleva dos a tres semanas.

“Se instalaron mil 100 metros de barreras flotantes para redireccionar los residuos sólidos marinos, en este caso para el sargazo. Lo que sucedió fue que terminamos el proyecto, pudimos cerrar tanto Playa 88 como Punta Esmeralda y eso hace que el sargazo ya no ingrese en toda la extensión de la playa en esta zona”, explicó Héctor González.

El entrevistado detalló que las barreras están ancladas al fondo marino, no son rígidas, tienen un movimiento coordinado con el oleaje, lo que evite que el sargazo la supere y está acomodada con ciertos ángulos para aprovechar la dirección del viento y enviar el alga a puntos específicos en los extremos.

Los resultados son evidentes: “hemos observado una mayor afluencia de bañistas tras la limpieza, obviamente se corre la voz entre la gente de que esta playa está limpia y el fin de semana vinieron muchos bañistas, además a varias personas, tanto turistas como locales, les ha tocado ver el proceso y han visto la diferencia”.

Todavía quedan otros cuatro o cinco meses de arribo de sargazo y será mediante el análisis de las imágenes satelitales que decidirán si retiran o no las barreras.

 

También te puede interesar: Riviera Maya crea frente empresarial para solucionar recale de sargazo

 

Edición: Laura Espejo