El huracán político

Renacimiento mexicano

César González Madruga
Foto: Cuartoscuro
La Jornada Maya

Viernes 11 de agosto, 2017

Tras el "encuentro Chihuahua" donde acudieron distintos "liderazgos" (y los pongo entre comillas porque muchos están inflados gracias a su lealtad con el gobierno pero no influyen ni en su casa) y los debates de la asamblea nacional del PRI, me queda la impresión de que el gobierno intenta salirse con la suya.

Por un lado la desbandada del PRD que continúa sumándose a las filas de Morena, como fue el caso del ex gobernador de Michoacán Leonel Godoy y del líder de la Central Campesina Cardenista, Max Correa y este último no es una desbandada más, ya que la CCC era el sector campesino del partido y una "izquierda" sin campesinos es como un cuerpo sin corazón.

En el caso del PAN, se ha polarizado también a sus militantes sirva de ejemplo el manifiesto descontento de Juan Ignacio Zavala hermano de Margarita Zavala quien acusó el encuentro como "nueve hombres pensando como quitarle la candidatura a una mujer" o la inconformidad por el retorno de Gustavo Madero (que como dijera Javier Corral cuando buscaba sustituirlo y hoy fue convocante del Encuentro Chihuahua "a Gustavo Madero ¡se le inchaban las manos de aplaudirle a Peña Nieto!") que para la militancia representa una de las épocas más bochornosas del partido por los escándalos de los moches y pachangas con prostitutas.

Y por el otro lado, el incremento de las apuestas a las candidaturas independientes que no alcanzan a cuajar y parece que lo único que lograrían sería atomizar el voto de los partidos "sin estructura" que a estas alturas serían todos menos el PRI.

Morena por su parte pareciera llegar a su tope en las preferencias electorales salvo que logre capitalizar los desencantos en otros partidos además del PRD y que no lo hagan las candidaturas independientes.

El PRI por su lado parece ya tener dos candidatos finalistas a la presidencia José Antonio Meade y Aurelio Nuño, siendo el último el que mayor simpatía tiene por parte del presidente y que en la máxima de Sun Tzu "divide y vencerás" tiene fincadas todas sus esperanzas y lo confirma lo anteriormente mencionado.

Entre todo esto pasa les mando un abrazo solidario a todos los hermanos de Quintana Roo, Yucatán, Campeche, Tabasco, Veracruz y Tamaulipas, confiando que llegue la calma después de la tormenta y les agradezco que nos enseñan la importancia de estar bien preparados para cualquier huracán ya que es así también como los mexicanos debemos prepararnos en todos los sentidos para no dejarnos arrastrar por el huracán político que se pronostica, rescatarnos mutuamente, solidarizarnos y estoicamente reconstruirnos.

[email protected]