Apenas tres municipios de Campeche cuentan con atlas de riesgos

Cada temporada de ciclones afecta a las distintas regiones del estado

Jairo Magaña
Foto: Fernando Eloy
La Jornada Maya

San Francisco de Campeche
Miércoles 18 de septiembre, 2019

Según el meteorólogo Hugo Villa, encargado del área de prevención de riesgos de la Secretaría de Protección Civil de Campeche (Seprocicam), el atlas de riesgos es un instrumento de prevención y mitigación de riesgos en cuanto a los cambios orográficos e hidrológicos del estado, con el cual es posible atender incrementos de riesgo por fenómenos meteorológicos que afecten a los municipios y ciudades. Pese a ello, sólo los municipios de Campeche, Carmen y Champotón cuentan con su atlas municipal, mientras que a nivel estatal la Seprocicam se encarga de monitorear a los demás.

Para el municipio de Campeche, la Seprocicam indica que los puntos de riesgo y de mayor observación están asociados a las temporadas anuales de ciclones y huracanes. También se toman en cuenta los puntos bajos de hundimiento y los deslaves, pues al ser una entidad con cerros y laderas, los asentamientos humanos son parte de un problema que debe atenderse integralmente, ya que el crecimiento poblacional es un factor muy importante en dicho tema.

El funcionario destacó que parte de estos riesgos deriva de la obra pública mal planeada desde hace años, pues la erosión de la tierra, conjugada con el bloqueo de espacios de desagüe, ha hecho que la ciudad sufra por mayores inundaciones, la invasión de corriente marina a espacios de tierra, y que los cerros se erosionen más, poniendo en riesgo a cientos de personas que, buscando un espacio donde construir, compraron predios en cerros como el Sinaí, Ampliación Esperanza, Samulá, Kanisté, Solidaridad Urbana, entre otros.

Recordó que hace años, cuando Campeche comenzó a poblarse en realidad, los permisos de construcción se otorgaron sin contemplar una revisión o estudio del impacto de desarrollo urbano, sobre todo en una ciudad como la capital, que contaba con un desagüe natural, pues el agua de lluvia corría desde el norte hacia el malecón, y hoy hay espacios que obstruyen dicha corriente.

Según el meteorólogo, el atlas de riesgo del municipio de Campeche es el más actualizado de los tres que hay en la entidad, por lo que aseguró trabajarán en la actualización de los de Carmen y Champotón, pues en los demás municipios es difícil contar con uno pronto, debido al costo de los estudios técnicos profesionales.

“El recurso es uno de los problemas que ha tenido el resto de los municipios para hacer su atlas de riesgo, pero ya deben estar trabajando en ello, pues actualmente, para cualquier obra pública, los directores de obra de los ayuntamientos deben contar con dicho compendio, pues el instrumento es preciso, complejo y eficiente”, enfatizó.

También mencionó que cada zona de la entidad tiene un problema en particular. Por ejemplo, los municipios en costa sufren de la invasión por corriente marina, en el caso de Campeche y Carmen, municipios en los que también hay asentamientos de poblaciones en cerros.

En el sur del estado, el desborde de ríos y la invasión de agua, por ser zonas bajas, hace que las comunidades queden incomunicadas. Esto sucede específicamente en Candelaria, donde cada temporada de ciclones y huracanes hay espejos de agua en las comunidades; la situación es similar en Calakmul, y en el Camino Real hay zonas de hundimiento debido al material sobre el que están asentados, que suele ser por capas. Esa información está recopilada en el atlas de riesgo estatal, pero cada muncipio debe tener el suyo.