Secretario general de la OMT recorre zonas turísticas de Yucatán

Los Pueblos Mágicos del estado son ejemplo de turismo rural y comunitario: Pololikashvili
Foto: Abraham Bote

Los Pueblos Mágicos de Yucatán son ejemplo de turismo rural y comunitario a nivel mundial, destacó Zurab Pololikashvili, secretario general de la Organización Mundial del Turismo (OMT), este 1 de julio, durante un recorrido que realizó por Maní, y otros atractivos turísticos del estado.

“Yucatán es un gran ejemplo para otras regiones y otros países, de cómo desarrollar el turismo rural; destinos y pueblos que traen más y más turistas”, señaló.

Este jueves, acompañado de Miguel Torruco Marqués, secretario de Turismo del gobierno federal y Michelle Fridman Hirsch, secretaria de Fomento Turístico de Yucatán, visitó varias comunidades del estado y probó platillos típicos de la región.

Más temprano, este mismo día, el gobernador de Yucatán, Mauricio Vila Dosal, entregó la propuesta de afiliación del Consultivo Estatal de Turismo del estado a la OMT, con lo que se impulsaría la reactivación económica de la entidad, a fin de generar una sinergia que permita aprender mutuamente en materia turística.

Como parte de esta iniciativa, se desprenderán varias acciones sostenibles e incluyentes de gran beneficio para la comunidad turística del estado; y una de éstas fue el recorrido realizado este jueves.

El primer punto del trayecto fue el nuevo Pueblo Mágico, Maní, donde los representantes de turismo nacional y mundial visitaron el santuario meliponario Lool-Ha, que significa Flor de Agua, y conocieron un poco más sobre está práctica milenaria y degustaron de la miel pura de la abeja melipona.

 

Foto: Abraham Bote

 

Los visitantes fueron recibidos por la señora Elizabeth Interian Bojórquez, fundadora de la cooperativa, quien junto a otros mujeres mayas realizaron un ritual maya en agradecimiento a los dioses mayas por la lluvia, para tener un gran cultivo de miel en esta temporada;  y al mismo tiempo para agradecer la visita de los invitados.

Interian Bojórquez comentó que el grupo se formó hace unos cinco años y en este tiempo han trabajado la miel de esta abeja ancestral, “una especie que no ha sido reconocida como se debe”, además que elaboran diversos productos comestibles y de higiene personal derivados de la miel.

 

Foto: Abraham Bote

 

Asimismo, promueven el cuidado y conservación de este animal, pues es de vital importancia para el ecosistema y la vida misma. “Son importantes para que podamos seguir viviendo”, expresó.

Luego, acudieron al centro de la comunidad, donde los esperaba un grupo de danza folclórica. Hombres y mujeres bailaban la jarana yucateca en medio de la calle, enfrente del palacio municipal. En ese lugar, Zurab Pololikashvili y Miguel Torruco recibieron como regalo, por parte de las autoridades municipales, unas hermosas guayaberas blancas, con el logotipo del Pueblo Mágico de Maní.

También aprovecharon para tomarse fotos en la Parroquia San Miguel Arcángel.

Como segundo punto, la comitiva visitó una casa maya en la comunidad de Santa Elena, un sacerdote maya, conocido como don Hernán, abrió las puertas de su hogar, hizo un recorrido por su terreno, mientras su esposa ofrecía tortillas hechas mano; uno que otro no perdió la oportunidad de comer una tortilla calientita y hecha a mano.

Explicó a los presentes las bondades de esta tradicional casa maya, los materiales que necesita para su construcción y cómo está perfectamente hecha para que puedan ver la salida y puesta del sol.  

Después, en el patio de su hogar, el cual está decorado por árboles de jícaras, sagrados para los mayas, realizó una demostración de como desfibrar el henequén e hizo un ritual de agradecimiento por este oro verde.

Como último punto de este recorrido, las y los visitantes se deleitaron con la zona arqueológica de Uxmal, y realizaron un recorrido por Mayaland, a bordo de una Land Rover Vintage, donde los asistentes quedaron maravillados por los paisajes verdes, los árboles de limón y naranja dulce. Algo que llamó la atención fue la hacienda que se encuentra prácticamente en medio de la selva, alejada de la civilización. Está en ruinas, pero su belleza no deja de sorprender a locales, nacionales y extranjeros.

Zurab reconoció que en México y Yucatán se pueden desarrollar proyectos importantes, y exportar la iniciativa que aquí se ha hecho con los Pueblos Mágicos. “Aprovechar ese conocimiento, desarrollar nuevos destinos rurales a nivel mundial y ayudar a otros países para implementar este tipo de proyectos”, destacó.

Para el dirigente de la OMT, Yucatán es ejemplo porque tiene muchos pueblos mágicos, “es muy diverso por eso hemos firmado este acuerdo esta mañana, donde el estado es miembro afiliado para la organización”.

Asimismo, adelantó que el próximo año van a organizar el primer Foro Mundial de turismo Rural en México, y “por su puesto no nos vamos a olvidar de Yucatán, y vamos a venir muchos ministros para que conozcan esta tierra tan bonita”, concluyó.

 

Foto: Abraham Bote

 

Edición: Laura Espejo