Ayuntamiento pagaría luminarias hasta dentro de 6 meses

Director de gobernación y tesorero municipal, voceros del caso

La Jornada Maya
Foto: Rodrigo Díaz Guzmán

Mérida, Yucatán
Lunes 17 de julio, 2017

La oficina de la presidencia municipal de Mérida apuntó, a través de un comunicado, que en relación al caso de las luminarias, serán voceros del Ayuntamiento Guibaldo Vargas Madrazo, director de gobernación, con respecto a los alcances jurídicos, y el tesorero Juan Carlos Rosel Flores, en cuanto a los financieros.

Vargas Madrazo indicó ayer que, luego de analizar el sentido de la votación de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) en relación a la demanda mercantil promovida por Banco Santander en contra del municipio de Mérida por el cobro de las rentas de las luminarias chinas, tramitada ante el Juzgado Tercero de Distrito en materia civil de la Ciudad de México, y el otro litigio seguido ante el Tribunal de Justicia Fiscal y Administrativa del Estado de Yucatán, que no podrá haber un doble cobro de rentas por tres razones:

La primera es que existe una sola obligación; en segundo lugar porque hay un solo acreedor que es Banco Santander, y en tercero porque así lo reconocen las dos sentencias existentes, indicó.

En cuanto al plazo para el cobro de las obligaciones a cargo del Ayuntamiento de Mérida, el funcionario puntualizó que dichas obligaciones tienen tiempos, plazos y trámites a realizarse. En primer lugar, para que desde la SCJN regresen los asuntos a los tribunales de origen, lo que puede demorar entre uno y dos meses.

“Una vez en el juzgado federal, se tiene que iniciar un procedimiento para determinar o cuantificar la suma exacta que tiene que ser pagada, ya que así lo señala la propia sentencia mercantil”, abundó.

Dicho procedimiento, añadió, implica la intervención de peritos y debe concluir con una resolución que determine el monto a pagar; este proceso de cuantificación puede llevar seis meses o más, enfatizó.

Todavía después, añadió, se harán las propuestas o programas de pago, pues los entes públicos como el Ayuntamiento de Mérida tienen que pagar conforme al marco jurídico que los rige, señaló.

“Una cosa es cierta: los meridanos pueden estar tranquilos de que velaremos siempre por la defensa de su patrimonio y que no se afecten los servicios y la calidad de los mismos por ninguna razón”, enfatizó.

Pagos que no afecten

Por su parte, Rosel Flores afirmó que la dependencia a su cargo estará pendiente de que se cumplan los tiempos legales y que la autoridad judicial notifique a la Comuna, para conocer el monto a pagar y a quién.

“En su momento presentaremos ante la autoridad competente un programa de cumplimiento de pago para ser considerado en vía de ejecución de la resolución, por un monto anual que no afecte el cumplimiento de los objetivos y metas de los programas, obras y servicios prioritarios del Ayuntamiento y Mérida pueda seguir contando con obras y servicios que garanticen la calidad de vida de sus ciudadanos”, expresó.