de

del

Historias de candidatos sin historia

Noticias de otros tiempos
Foto: La Revista de Yucatán 22 de abril de 1924

Una de las estrategias a la que recurre la clase política para justificarse es su pertenencia a una línea histórica. Actualmente, cuando se habla de la Cuarta Transformación es porque se reconoce que existen tres previas, y la actual se inscribe en una línea o una visión de país que se considera fue interrumpida en algún momento por intereses contrarios a la Nación. Adscribirse a esta continuidad requiere identificarse como sucesor de ciertos personajes históricos a los que se atribuye apoyo popular y alguna contribución al desarrollo nacional.

Cuando se carece de asesoría en materia de historia, ocurre que un candidato declare algo como que “Después de 100 años de espera, en Yucatán tendremos un gobernador emanado del pueblo, porque así como el Kanxoc luchó por el bienestar de su pueblo, yo voy a velar por el bienestar de todas y todos los yucatecos” [La Jornada Maya, 16 de mayo de 2024], haciendo referencia a quien legalmente sucedió a Felipe Carrillo Puerto en el gobierno de Yucatán. Hagamos énfasis en la legalidad, porque el gobernador en cuestión, José María Iturralde Traconis, llamado El Gran Kanxoc, llegó al estado apoyado por las tropas federales que venían a recuperar el orden, tras la rebelión delahuertista.

 

Lee: Seguiré los pasos de Felipe Carrillo Puerto y 'Kanxoc': 'Huacho' Díaz Mena

 

En realidad, Iturralde Traconis llegó como interino, no por votación de la ciudadanía. Entonces resulta un contrasentido que el candidato declarara que “El gran Kanxoc demostró cuando un gobierno es emanado del pueblo puede ser exitoso” y luego quisiera rematar su discurso recalcando que “es hora de que Yucatán deje afuera a los gobiernos elitistas y clasistas que nunca han volteado a ver a la ciudadanía, esos no pueden atender al pueblo porque no lo entienden, no han vivido en carne propia lo que nosotros nos ha tocado pasar para sacar a nuestra familia adelante”.

Sobra decir que el candidato en cuestión omitió mencionar que el asesinato de Felipe Carrillo Puerto detonó una crisis política en el estado y que la recuperación del orden llevó a un punto de tensión por un motivo: a quién le correspondía designar al gobernador interino, que debía concluir el mandato de Carrillo Puerto. El 22 de abril de 1924, Yucatán amaneció con dos gobernadores, Miguel Cantón, a la sazón diputado federal, nombrado por la XXVII Legislatura del estado, y José María Iturralde Traconis, también legislador federal, designado por el todavía presidente Álvaro Obregón, y apoyado por la Legislatura entrante.

Lo curioso del caso es que la XXVIII Legislatura había sido desconocida parcialmente, pues antes de la designación de Iturralde se había quitado a Elvia Carrillo Puerto, Beatriz Peniche y Raquel Dzib Cicero su carácter de diputadas, a pesar de haber sido electas por el voto popular directo. El 7 de mayo de ese mismo año, los yucatecos se enterarían por la prensa de unas declaraciones del secretario de Gobernación, Enrique Colunga, quien ratificó que el gobierno del Centro desconocía a Miguel Cantón como titular del Ejecutivo yucateco y que, si éste no dejaba el puesto a quien legalmente le correspondía (Iturralde), “el Gobierno Federal se verá en la necesidad de hacer respetar la ley y dar posesión en la forma que las circunstancias lo requieran, al ya citado señor Iturralde”.

Colunga terminaba dirigiendo una advertencia a Cantón para que permitiera “que siga en funciones el señor Iturralde, a fin de evitar con ello que la Federación se vea en el caso de impartir un apoyo decidido a éste, restituyéndolo en el Poder, hasta que se constituya la Legislatura electa”. ¡Vaya apoyo de los yucatecos a Iturralde!  Cabe aclarar que la crisis afectó también a un área de la administración federal, pues el general Eugenio Martínez, jefe de Operaciones Militares en Yucatán, se había mantenido fiel a Miguel Cantón, quien en realidad gozaba del apoyo de varios sectores de la población yucateca.

Entonces, ¿cómo puede la ciudadanía interpretar que un candidato se compare con José María Iturralde? ¿Un lapsus de ignorancia culposa? ¿Falta de asesoría, a pesar de que existe una red de académicos con él? ¿Una advertencia de que el “apoyo popular” es en realidad lo que imponga el Centro? Esperemos que haya sido una mala elección de personaje al cual incorporar a la pretendida línea de continuidad de las transformaciones.

[email protected]

Fotos: 

1) Miguel Cantón, designado gobernador interino por la XVII Legislatura de Yucatán. Foto, La Revista de Yucatán, 22 de abril de 1924.

2) José María Iturralde Traconis, el gobernador designado por Álvaro Obregón. Foto, La Revista de Yucatán, 22 de abril de 1924.

 

Lea, de la misma columna: Y desde entonces, el Congreso…

 

Edición: Fernando Sierra


Lo más reciente

Unidad móvil recorrerá Campeche para combatir el rezago educativo

El vehículo cuenta con tecnología de punta para que los interesados puedan concluir su primaria y secundaria

La Jornada Maya

Unidad móvil recorrerá Campeche para combatir el rezago educativo

Conferencia mañanera de AMLO, martes 25 de junio de 2024

Reitera AMLO su contento por liberación de Assange

La Jornada

Conferencia mañanera de AMLO, martes 25 de junio de 2024

La doble confesión de ineptitud de Cuitláhuac

Astillero

Julio Hernández López

La doble confesión de ineptitud de Cuitláhuac

Adán Augusto y Fernández Noroña: desencuentro en el Senado

Dinero

Enrique Galván Ochoa

Adán Augusto y Fernández Noroña: desencuentro en el Senado