La Jornada Maya


post Image

Compartir


21 de marzo, Día de la Poesía: Contar para no morir

Cuando nos escuchan sentimos consuelo, pero cuando nos dan un consejo, frases nuevas con un sentido, nuestra percepción llega a cambiar por completo. Un poema tiene esa fuerza, nos da acompañamiento en la soledad inconsolable, en la angustia, en el desasosiego que millones de personas viven, como ahora, por una pandemia, la que también impulsa al sentimiento y creatividad de quienes buscan un orden mágico en las palabras para darle cuerpo a sus pensamientos y lograr, incluso, salvar vidas.

Las palabras nos dan libertad. En su encierro de 27 años en prisión, Nelson Mandela resistió con sus ideas y también con un poema de William Ernest Henley, Invicto, el cual termina: “Soy el dueño de mi destino, soy el capitán de mi alma.”

Estamos en otro encierro en el cual, con el paso de más de un año de pandemia, las palabras, los poemas, toman mayor relevancia. El poeta Manuel Iris dice sobre la poesía que “tiene la capacidad de decir lo que todos los demás queremos decir, y en algunas ocasiones, puede traducir el silencio de los demás”.
Para Jorge Lara Rivera el confinamiento provocado por el coronavirus no hubiese sido el mismo sin la literatura, es más, califica que lo habría sentido como insoportable: “Si no hubiéramos tenido libros, sin la poesía, los cuentos, las novelas, la situación habría sido insoportable, insostenible porque la palabra, sana, salva y ayuda”.

“Entonces ahora lo que nos toca hacer es documentarla a partir de vivencias y emociones en primera persona”, dice Fernando de la Cruz sobre la pandemia.

En hospitales la palabra también ha servido en este tiempo, personal médico tiene el último contacto con pacientes, les dicen las últimas palabras antes de que partan. Entre ellos, los héroes de la salud, recomiendan tener una frase de aliento, cada día, una oración al empezar o terminar la jornada de trabajo.

En esta edición, La Jornada Maya entrevista a poetas y narradores sobre el poder de los poemas, de las palabras, en un contexto de incertidumbre como ha sido por el Covid-19.

Porque los poemas son energía, un orden en las palabras se vuelve poderoso, da sentido y significado, como la última línea del poema Soy la mujer, de Sasil Sánchez, que incluimos para este especial en el marco del 21 de marzo, Día Internacional de la Poesía: “Soy la mujer, la que extiende raíz para unir a la tierra con el hombre”

Disfruta aquí los trabajos periodísticos que nuestros reporteros hicieron y que conforman este especial que denominamos Contar para no morir 

 

OPINIONES ANTERIORES

...
16 de Abril del 2021
Miguel Ángel Cocom Mayén
Futbol mexicano: un comercial de más de 90 minutos
Leer más
...
16 de Abril del 2021
Andrés Silva Piotrowsky
Piel insepulta
Leer más
...
16 de Abril del 2021
Julio Hernández López
Albazo en el Senado
Leer más
...
16 de Abril del 2021
Enrique Galván Ochoa
Medio millón de burócratas se unirán a la nómina
Leer más
...
16 de Abril del 2021
La Jornada
Mensaje contra la impunidad
Leer más
...
15 de Abril del 2021
Pablo A. Cicero Alonso
Se vacuna esperanza
Leer más
...
15 de Abril del 2021
Julio Hernández López
Renaut II
Leer más
...
15 de Abril del 2021
Enrique Galván Ochoa
Divide al INE caso Salgado Macedonio
Leer más