Paul Antoine Matos
Foto: Rodrigo Díaz Guzmán
La Jornada Maya

29 de febrero, 2016

Los meridanos inhalan diariamente miles de toxinas capaces de provocar enfermedades respiratorias, incluso cáncer. Es el humo negro provocado por decenas de camiones, automóviles y motocicletas que recorren las vías principales de la capital yucateca.

Todos los días, al salir de sus hogares, sin importar su condición social, los habitantes de Mérida se enfrentan a la contaminación generada por los vehículos. El titular de la Secretaría de Desarrollo Urbano y Medio Ambiente (Seduma), Eduardo Batllori Sampedro, expresó que “el punto más crítico es el centro”, debido a que ahí se concentran los vehículos en horas pico y las casonas son altas, por tanto pueden encajonar las emisiones dañinas para la salud.

Señaló que tanto las unidades del transporte público como los automóviles y motocicletas que no reciben un mantenimiento adecuado contaminan el entorno con las emisiones, pero en lugares como el centro de Mérida, se pueden encajonar y afectar a quienes esperan el camión en los paraderos o transitan por las calles.

Sin embargo, fuera del primer cuadro de la ciudad, las características geográficas favorecen la dispersión de los contaminantes, aunque no completamente, afirmó. “En la ciudad de México, que es un valle, los contaminantes se mantienen; en Mérida, por el contrario, los vientos permanentes limpian la ciudad”.

Juana Arely Erosa Solís, coordinadora del inventario de gases invernadero del Centro de Investigaciones Científicas de Yucatán (CICY), declaró que “a nivel de microclimas, en Mérida las emisiones de autobuses en el centro, en un lugar que no hay una disolución muy buena, hace que aumente la temperatura; los gases que saca la combustión de los autobuses son de efecto invernadero y también venenosos”.

Apuntó que los vehículos motores contaminantes desechan tres tipos de gas: óxido de azufre, monóxido de carbono y ácido sulfúrico.

El óxido de azufre ocurre cuando la gasolina está contaminada con este elemento, generando una mala combustión, aunque existen los nuevos vehículos tienen tecnologías más limpias, señaló. El monóxido de carbono, continuó, depende del motor del vehículo y su mantenimiento. Por último, el ácido sulfúrico sube hacia la atmósfera y provoca la lluvia ácida, capaz de degradar los edificios, mencionó.

El doctor Batllori Sampedro mencionó que la contaminación vehicular provoca insuficiencia respiratoria, similar a lo que ocurre con el cigarro. Incluso, en altas concentraciones y a largo plazo, es posible que generen cáncer, añadió.

Indicó que el principal factor para que los vehículos contaminen es la falta de mantenimiento. En el transporte público, la Seduma solicita a los inspectores detener y verificar aquellos camiones y combis que expulsan humo, señaló.

Pero a los automóviles es más complicado porque la ley no establece la verificación obligatoria. En caso de que esto ocurriera, generaría una situación complicada para los ciudadanos, porque se trata del instrumento de trabajo de muchas personas y se necesitarían apoyos económicos para el recambio o la mejora del vehículo, consideró.

De acuerdo con el informe nacional de calidad del aire 2013, realizado por la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), en Mérida existe una flota vehicular de 442 mil unidades, es decir un vehículo por cada dos personas.

Ese año, la capital yucateca se cumplió con distintas normas oficiales mexicanas (NOM) en relación al material particulado 2.5, el cual mide la cantidad de polvo, cenizas, hollín, partículas metálicas, cemento y polen, entre otros, en el aire.

“En Mérida es apreciable cómo de las 11 a las 21 horas se registran las concentraciones más elevadas, aún sin que éstas sean significativamente mayores a las registradas en el resto del día”, señala el documento.
[h2]
Crisis económica afecta a transportistas[/h2]

El presidente del consejo de administración de la Alianza de Camioneros, Arturo Rodríguez Berzunza, destacó que en esa concesionaria se rigen por los estándares europeos, a través de normas dictadas por las autoridades.

Señaló que la organización tiene mantenimientos preventivos para evitar que los autobuses produzcan emisiones, debido a que arreglar un desperfecto a posteriori cuesta más dinero, porque los vehículos consumen más combustible, que en el caso de la Alianza de Camioneros es diésel.

La situación económica del país ha perjudicado a los transportistas. Aún con la intención de reducir las emisiones contaminantes, el alza a la gasolina y el incremento del precio del dólar han afectado a la Alianza de Camioneros, manifestó.

“No podemos permitirnos el lujo porque estamos en una crisis financiera por el alto costo del litro de combustible y la dolarización, por tanto se usan aceite de calidad, filtros de Mercedes Benz y se garantiza el mantenimiento de los vehículos”, expresó.

En 2007, el diésel costaba 7.27 pesos, pero hoy subió a 13.7, por tanto la tarifa del transporte se elevó de cinco a siete pesos en nueve años. Ante tal situación económica, la Alianza de Camioneros se ha atrasado en el pago de cuotas del Seguro Social e Infonavit, además de que “se han arreglado con medio mundo” y los proveedores, aseguró. Para afrontar la crisis recurren a reingenierías administrativas, añadió.

Sobre el uso de gas natural en los vehículos, consideró que por la situación económica y de abastecimiento es inviable en este momento. Indicó que actualmente sólo existen dos líneas de abasto para adquirir el recurso, además de que la conversión de los autobuses será costosa para la empresa. Hace un año, Yucatán sufrió el desabasto del combustible, lo que enojó a los negocios que utilizan ese tipo de energía.

Erosa Solís, del CICY, señaló que ofrecen a las empresas el servicio para inventariar sus emisiones, pero debido a que el sector transporte desconoce en muchas ocasiones las leyes, en especial la recién aprobada en octubre del año pasado, no se acercan a ellos para descubrir la cantidad de emisiones que generan.


Lo más reciente

Mérida: Crearán organismo para administrar parques de la ciudad

El primer sitio que será monitoreado por este mecanismo será el Tho'

Abraham Bote Tun

Mérida: Crearán organismo para administrar parques de la ciudad

Carmen: Más de 6 mil establecimientos deberán refrendar permisos para venta de alcohol

La renovación debe llevarse a cabo entre enero y marzo: Copriscam

Gabriel Graniel Herrera

Carmen: Más de 6 mil establecimientos deberán refrendar permisos para venta de alcohol

UADY celebrará su 101 aniversario con tradicional carrera de 5 y 10 km

Tendrá lugar el 26 de febrero a las 18 horas con 30 minutos

Cecilia Abreu

UADY celebrará su 101 aniversario con tradicional carrera de 5 y 10 km

QRoo contabilizó 52 feminicidios durante el 2022: Siempre Unidas

Ocupa primer lugar nacional en este delito por cada 100 mil habitantes, señaló colectivo

Ana Ramírez

QRoo contabilizó 52 feminicidios durante el 2022: Siempre Unidas