No busco polémica con Krauze: López Obrador

El presidente llamó a que las críticas sean a los planteamientos y no a las personas

Néstor Jiménez
Foto: Pablo Ramos
La Jornada Maya

Ciudad de México
Lunes 18 de marzo, 2019

El presidente Andrés Manuel López Obrador garantizó que no usará al Estado para perseguir a escritores críticos de su administración y sostuvo que tampoco habrá “defensores del régimen” pagados por el gobierno.

Luego de que la ex coordinadora de campaña del mandatario nacional, Tatiana Clouthier, señaló en su libro Juntos Hicimos Historia, que el escritor e historiador Enrique Krauze habría colaborado en la confección de contenidos contra López Obrador en las pasadas campañas electorales, el presidente recalcó que no busca una polémica con el escritor.

“Enrique Krauze es un buen historiador, tiene una postura política, no precisamente afín a la nuestra, pero merece todo nuestro respeto. Yo he tenido con él algunas diferencias, pero tiene toda la libertad para expresarse, para manifestarse” indicó este lunes el presidente López Obrador.

Agregó que busca que “el Estado ya no proteja a escritores, que no haya intelectuales orgánicos, es decir, que, si los conservadores quieren tener a sus ideólogos, que ellos los financien, que no sea el Estado, si los liberales quieren tener a sus ideólogos, pues, que ellos los financien o que los intelectuales, conservadores o liberales, se financien ellos mismos”.

Lo que está mal, dijo, es de que el Estado financie a escritores o periodistas que son “defensores del régimen, que no haya escritores asalariados al servicio del régimen”.

A la par, llamó a que las críticas sean a los planteamientos y no a las personas.

Luego de ser cuestionado sobre el tema, el presidente hizo “una recomendación, respetuosísima: que no nos pasemos de la raya, que no se le falte al respeto a nadie, que se cuide lo que tiene que ver con la dignidad de las personas. Por ejemplo, que se critique el planteamiento o lo que se está argumentando pero que no sea a la persona, a sus creencias o a su forma de ser, y nada de odios”.

Sostuvo que la denuncia sobre el financiamiento de un documental con el que se buscaba influir en campañas electoral no es para perseguir a nadie, sino para que no se repita dicha práctica.

El mandatario nacional también se refirió a los encuentros que sostuvo con representantes de distintas religiones la semana pasada. Luego de trascender que le solicitaron apertura en medios de comunicación para contenido religioso, el presidente López Obrador dijo que no se opone a dicho contenido, ya que no perjudica a la población.

“Nosotros estamos a favor de las libertades y yo no me opongo a que se manifiesten todas las ideas, inclusive las posturas religiosas. Somos parte de un estado laico, pero que haya libertades también en medios para que todas las creencias se expresen, porque siento, esto es muy personal, que no perjudica”, indicó.

López Obrador también confirmó que fue padrino de bautizo de la hija del empresario Miguel Rincón Arredondo, ya que le expresó su apoyo desde las campañas electorales. Sin embargo, rechazó algún tipo de conflicto de interés y sostuvo que no responde por los actos de nadie.

“No tiene nada que ver con la cuestión pública, yo soy muy estricto, separo lo amistoso, lo personal, lo familiar, con mi responsabilidad pública, en lo que tiene que ver con mi trabajo como presidente de la República no me hago cargo si no actúan bien, ni siquiera de mis familiares. Lo dije, sólo me hago cargo de Jesús Ernesto y eso porque es menor de edad, pero ya de mis hijos grandes, son responsables de sus actos, mi esposa, todos”, agregó.