Robles seguirá en prisión preventiva todo su juicio

La imputada cayó en contradicciones

Eduardo Murillo
Foto: Cuartoscuro
La Jornada Maya

Ciudad de México
Jueves 6 de febrero, 2020

Rosario Robles Berlanga seguirá en el penal femenil de Santa Martha Acatitla, sujeta a prisión preventiva justificada, durante todo el tiempo que dure su juicio por ejercicio indebido del servicio público. Así lo dispuso el juez de control Ganther Alejandro Villa Ceballos al concluir la audiencia de revisión de medidas cautelares. Consideró que en sus alegatos la imputada cayó en contradicciones, además de que cuenta con los recursos suficientes para sustraerse de la acción de la justicia.

La Fiscalía General de la República (FGR) representada por el agente del Ministerio Público, Manuel Granados, afirmó que Robles cuenta con más de 16 millones de pesos. Durante los seis años que fue secretaria de estado obtuvo ingresos por 12 millones 961 mil 183 pesos. Además, cobró dos seguros por separación como funcionaria pública por un total de tres millones 200 mil pesos.

Aunque la defensa de la ex funcionaria, ahora encabezada por Epigmenio Mendieta Valdez, aportó pruebas para obtener la prisión domiciliaria a su cliente, el juez señaló que algunas resultaron perjudiciales para su causa.

Por ejemplo, la defensa había sostenido que Robles Berlanga estará interesada en permanecer en su domicilio de la calle de Las Flores en la alcaldía de Coyoacán, debido a que ahí vivía su hija Mariana Moguel. Sin embargo, la propia ex funcionaria al hacer uso de la palabra afirmó que su hija habita en la colonia Condesa.

Durante la audiencia realizada en la sala uno del Centro de Justicia Federal adscrito al Reclusorio Sur de la Ciudad de México y que se prolongó por nueve horas, la defensa también presentó un informe de la Secretaría de Movilidad capitalina sobre la presunta licencia de conducir, sobre la cual afirmó que es falsa y añadió que para su obtención no se habían presentado los documentos necesarios.

Sin embargo, al examinar dicho reporte, el MP Granados detectó que sí aparecía un comprobante de domicilio, un recibo de gas con la dirección de la calle de Tennyson 223, en la colonia Polanco.

La Fiscalía también presentó un informe de Aeroméxico sobre los viajes realizados por la imputada en los pasados dos años. Fueron 30 vuelos a destinos de México y el extranjero, entre ellos Seúl, Corea; París, Francia; Vancouver, Canadá; Lima, Perú, y San José, Costa Rica.

Durante su declaración, Robles Berlanga aceptó que ha viajado frecuentemente: Nos gusta viajar, cada vez que podemos lo hacemos.

Además, al hacer uso de la palabra, Robles admitió por primera vez en este proceso que sí habitó en Reforma 222 y Tennyson 232, aunque sostuvo que alquiló dichos departamentos para poder llegar más fácilmente a su lugar de trabajo.

La Fiscalía señaló que no había admitido, hasta ahora, contar con otro domicilio que no fuera el de la calle de Las Flores, en la colonia Los Reyes, de Coyoacán, lo que demuestra que ha faltado a la verdad.

Al explicar su fallo, el juez Villa señaló que era infundada la solicitud de otorgar la prisión domiciliaria, toda vez que se confirmó la existencia de más domicilios donde habitó la imputada, cosa que en las anteriores audiencias había negado fehacientemente. Además, señaló que el abogado defensor y Robles se contradijeron al señalar el motivo de su viaje a Europa del año pasado, justo en los días en que fue notificada de que se le buscaba para responder a los cargos penales de que se le acusa.

Al conocer la decisión del juez, Rosario Robles afirmó que esta es una pena anticipada, se me juzga por quien soy. No soy una embustera, aunque agradeció el comportamiento del juez, quien a su vez le apuntó que sus palabras no cambiarían el sentido de su determinación.