Fonatur reparará el agrietamiento en la carretera Cancún-Playa

La falla deberá quedar lista para noviembre, señaló Luis Alegre Salazar
Foto: Rosario Ruiz

El Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur) tomará a partir de este lunes las obras de reparación de la falla o colapso en el tramo de la carretera federal que conecta a Cancún con Playa del Carmen en el kilómetro 314, obras que serán en paralelo al Tren Maya.

Al afirmar que la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) tuvo asignada esta obra de reparación desde febrero de 2021, pero sin resultados, el diputado federal y enlace de Presidencia del proyecto del Tren Maya en Quintana Roo, Luis Alegre Salazar, indicó que la reparación de la falla deberá quedar lista para noviembre.

“Los trabajos pretendían reparar lo que equivocadamente se le llama socavón, es realmente una falla o un colapso de cúpula que provocan los ríos subterráneos que existen debajo de la carretera”, explicó el diputado federal, presidente de la Comisión de Turismo en la Cámara de Diputados.

El legislador afirmó que la SCT había reparado esta falla con relleno, pero que al rellenar un río subterráneo con flujo de agua, provoca que esos derrames continúen y busquen otro cauce.

“Durante todo este tiempo no se ha realizado el trabajo, pero la explicación es que los trabajos que pretendía hacer la SCT no contemplan los trabajos que vienen con el Tren Maya, es decir, lo que se pudo haber hecho hubiera tenido que volver a hacerse (sic)”, dijo el legislador.

Alegre Salazar afirmó que hasta este lunes 21 de junio se formalizará la entrega de las obras a Fonatur y a partir de este día se destinarán recursos para llevar a cabo proyectos y concluir los trabajos de reparación antes de noviembre.

Y es que, afirmó, esta falla requiere tecnología especializada para detectar la ubicación y el cauce a nivel subterráneo, por lo que la intervención de Fonatur permite llevar a cabo trabajos especializados, sin causar el colapso de la superficie. Por ello, lo que se hará es un puente debajo de la vía asfáltica que logrará mantener el flujo y que los ríos circulen.

Resaltó que la zona sensible tiene un diámetro de 120 metros. “Por eso debemos entender que no es sólo quitar las vallas, como sucedió este fin de semana, o que las personas se tomen las atribuciones de mover el tráfico, porque eso puede generar una desgracia, e incluso una pérdida de vida en caso de que la falla colapse (…) hay una parte que no se ve que está en la carretera, y un geólogo de Fonatur ha hecho la revisión con equipos especializados”, dijo.

Alegre Salazar indicó que se está llevando a cabo la construcción de desvíos para aliviar las afectaciones en el tráfico del tramo que conecta a Cancún con Playa del Carmen en ambos sentidos y anticipó que para el Tren Maya se proyecta un puente elevado, para minimizar las afectaciones en el proceso de construcción.


 También te puede interesar: Chichén Itzá espera doblar el número de visitantes con el Tren Maya

 

Edición: Estefanía Cardeña