Microbios primitivos pueden ayudar a encontrar vida extraterrestre: Estudio

Científicos analizan organismos que sobrevivieron a las condiciones de la antigua Tierra
Foto: Universidad de California Riverside

Usando proteínas que capturan la luz en microbios vivos, científicos han reconstruido cómo era la vida para algunos de los primeros organismos de la Tierra.

Estos esfuerzos podrían ayudarnos a reconocer signos de vida en otros planetas, cuyas atmósferas pueden parecerse más a nuestro planeta anterior al oxígeno, según los autores del nuevo estudio.

Los primeros seres vivos, incluidas las bacterias y los organismos unicelulares llamados arqueas, habitaban un planeta principalmente oceánico sin una capa de ozono que los protegiera de la radiación solar. Estos microbios desarrollaron rodopsinas, proteínas con la capacidad de convertir la luz solar en energía, usándolas para impulsar los procesos celulares.

"En la Tierra primitiva, la energía puede haber sido muy escasa. Las bacterias y las arqueas descubrieron cómo usar la abundante energía del sol sin las complejas biomoléculas requeridas para la fotosíntesis", dice en un comunicado el astrobiólogo Edward Schwieterman, de la Universidad de California Riverside, coautor de un estudio que describe la investigación.

Las rodopsinas están relacionadas con bastones y conos en los ojos humanos que nos permiten distinguir entre la luz y la oscuridad y ver los colores. También están ampliamente distribuidos entre los organismos y ambientes modernos como los estanques salados, que presentan un arcoíris de colores vibrantes.

Utilizando el aprendizaje automático, el equipo de investigación analizó secuencias de proteínas de rodopsina de todo el mundo y rastreó cómo evolucionaron con el tiempo. Luego, crearon un tipo de árbol genealógico que les permitió reconstruir las rodopsinas de hace 2 mil 500 a 4 mil millones de años y las condiciones a las que probablemente se enfrentaron.

Sus hallazgos se detallan en un artículo publicado en la revista Molecular Biology and Evolution.

"La vida tal como la conocemos es tanto una expresión de las condiciones de nuestro planeta como lo es de la vida misma. Resucitamos secuencias antiguas de ADN de una molécula, y nos permitió vincularnos con la biología y el medio ambiente del pasado", dijo Betul Kacar, astrobióloga y líder del estudio de la Universidad de Wisconsin-Madison.

"Es como tomar el ADN de muchos nietos para reproducir el ADN de sus abuelos. Sólo que no son los abuelos, sino cosas diminutas que vivieron hace miles de millones de años, en todo el mundo", dijo Schwieterman.

Dado que la Tierra antigua aún no tenía el beneficio de una capa de ozono, el equipo de investigación teoriza que microbios de miles de millones de años vivían a muchos metros de profundidad en la columna de agua para protegerse de la intensa radiación UVB en la superficie.

La luz azul y verde penetran mejor en el agua, por lo que es probable que las primeras rodopsinas absorbieran principalmente estos colores. "Esta podría ser la mejor combinación de estar protegido y aún poder absorber la luz para obtener energía", dijo Schwieterman.

Después del Gran Evento de Oxidación, hace más de 2 mil millones de años, la atmósfera de la Tierra comenzó a experimentar un aumento en la cantidad de oxígeno. Con oxígeno y ozono adicionales en la atmósfera, las rodopsinas evolucionaron para absorber colores de luz adicionales.

"Esto sugiere una coevolución, en el sentido de que un grupo de organismos explota la luz que el otro no absorbe", dijo Schwieterman. "Esto podría deberse a que las rodopsinas se desarrollaron primero y filtraron la luz verde, por lo que las clorofilas se desarrollaron más tarde para absorber el resto. O podría haber sucedido al revés".

En el futuro, el equipo espera resucitar rodopsinas modelo en un laboratorio utilizando técnicas de biología sintética.

"Nuestro estudio demuestra por primera vez que las historias de comportamiento de las enzimas son susceptibles de reconstrucción evolutiva en formas en que las biofirmas moleculares convencionales no lo son", dijo Kacar.

"La Tierra primitiva es un entorno extraño en comparación con nuestro mundo actual. Comprender cómo los organismos aquí han cambiado con el tiempo y en diferentes entornos nos enseñará cosas cruciales sobre cómo buscar y reconocer vida en otros lugares", dijo Schwieterman.

 

Edición Astrid Sánchez 


Lo más reciente

Ataques en Ciudad Juárez dejan seis muertos; entre ellos un locutor de Megaradio

Los hechos ocurrieron en una tienda de conveniencia y en el estacionamiento de una pizzería

La Jornada

Ataques en Ciudad Juárez dejan seis muertos; entre ellos un locutor de Megaradio

Instalan los primeros bicipuertos en Mérida

Están localizados en el parque de Santiago y se espera su montaje en 14 puntos del centro histórico

La Jornada Maya

Instalan los primeros bicipuertos en Mérida

La SSY reporta dos nuevos casos de viruela del mono en Yucatán

En el estado ya suman nueve personas contagiadas de esta enfermedad

La Jornada Maya

La SSY reporta dos nuevos casos de viruela del mono en Yucatán

Layda Sansores anuncia más audios de 'Alito' Moreno

Durante su primer informe de gobierno informó que el próximo Martes de Jaguar será realizado en su domicilio

Jairo Magaña

Layda Sansores anuncia más audios de 'Alito' Moreno