La Jornada Maya

Mérida
27 de abril, 2015

Buscando difundir y capitalizar el enorme potencial que tienen las Ciencias Químicas, más de 80 estudiantes de la Universidad Autónoma de Yucatán (UADY), asesorados por sus profesores, organizaron un tianguis con productos elaborados con sustancias naturales que no dañan a las personas y tampoco el medio ambiente. Por primer año de los cinco que llevan participando en diversas expo-emprendedores, los estudiantes de la Facultad de Química decidieron llevar a cabo su propia actividad este domingo 26 de abril en las instalaciones de Plaza Sendero. “La idea central de esta muestra y venta de productos es que los jóvenes apliquen los conocimientos aprendidos en escenarios reales de aprendizaje tal y como establece el Modelo Educativo para la Formación Integral (MEFI)de la UADY”, recalcó el maestro Padrón Patrón quien reconoció que “no todos los que están aquí nacieron para ser empresarios pero seguramente habrá quien sí esté decidido e interesado en desarrollarse en este campo”.

Por su parte, la doctora Zulema Cantillo Ciau, directora de la Facultad de Química, recordó que la feria se realizaba en las instalaciones de la Facultad y que durante varios años los estudiantes participaron conjuntamente con sus compañeros de las Facultad de Contaduría y Administración. “Este 2015 decidimos ampliar el concepto de la feria con el propósito de que nuestros estudiantes estén aquí para exponer las características de los productos y establecer contacto con los consumidores”.

En total se montaron 14 empresas con la participación de poco más de 80 estudiantes de las licenciaturas de Químico Farmacéutico Biólogo (QFB) y de Química, todas bajo la supervisión del maestro Carlos Padrón Patrón, profesor de la asignatura de administración. Las empresas y artículos fueron Piel de Faraón, que exhibió y puso en venta a bajos precios productos como protector solar, exfoliantes y crema para los labios; Chichan Kalan con spray antibacterial, champú de sábila, crema corporal y crema para cabello; Souvenirs de la vie con perfumes; Vanity exhibió y ofertó esmaltes para uñas luminiscentes; Ki´il ich pam llevó a la plaza geles hidratantes de aloe vera y toronja así como desmaquillantes y bálsamos labiales. La empresa Sa’as lució hermosas velas de parafina en gel en tanto que Luces del Mayab elaboró también velas de parafina con esencias naturales y citronela. Chuhuc caab llamó la atención de las familias que asisten al centro comercial con su champú, acondicionadores, mascarillas en gel y crema exfoliante para mano. Otras empresas creadas por los estudiantes de uímica son Kelyf , cuyos integrantes dieron origen a desmaquillante, bálsamos labiales y jabón de avena con café y vainilla. Ki’ibook exhibió sus aromatizantes de cítricos y Essencial life mostró sus sales de baño con aromas de coco, manzana, chocolate y jazmín. También se encontraba Classic Fragance y finalmente Vitron Color .

La inauguración del tianguis estuvo a cargo del doctor José de Jesús Williams, rector de la UADY, acompañado del maestro en Ciencias Carlos Alberto Estrada Pinto, director general de Desarrollo Académico y de varios profesores de la Facultad así como padres de familia y amigos de los expositores.


Lo más reciente

La MLS comienza con la mirada puesta en Messi, Suárez y el Inter de Miami

La directiva reunió a un equipo que se perfila como el favorito de la 29a temporada

Ap

La MLS comienza con la mirada puesta en Messi, Suárez y el Inter de Miami

Insuficiente la labor de rescate de lengua materna en Campeche: antropólogo

La globalización y la apropiación de nuevas identidades han dejado atrás la promoción de la cultura maya

Jairo Magaña

Insuficiente la labor de rescate de lengua materna en Campeche: antropólogo

El Tri olvida los goles ante Argentina; empata en Copa Oro femenil

Las nacionales tuvieron un juego errático en el Dignity Health Sports de Los Ángeles

La Jornada Maya

El Tri olvida los goles ante Argentina; empata en Copa Oro femenil

Todos los días deberían ser 21 de febrero

No se puede celebrar la diversidad lingüística un día para desaparecerla el resto del año

La Jornada Maya

Todos los días deberían ser 21 de febrero